English | Español

MUERE SEXTO DELFÍN EN DELFINARIO SONORA

Cuando un incidente se repite, deja de ser un accidente para convertirse en negligencia.

Resultado de imagen para delfinario sonora

Europa, una delfín hembra joven capturada en mar abierto, murió prematuramente en el delfinario de Sonora tan solo dos meses después de su llegada. La autopsia reveló que murió de neumonía.

Europa es el séptimo animal que muere en el Delfinario Sonora en un corto período, su muerte ocurrió solo 2 meses después de que el delfinario fuera reabierto en julio de 2017 por la Comisión de Ecología y Desarrollo Sustentable del Estado de Sonora (CEDES), el estado que ejecuta y es propietario el delfinario.

El Delfinario Sonora fue cerrado en 2013 después de que un miembro del personal diera a conocer la muerte de un quinto delfín. CEDES además fue descubierta en el acto de prepararse para capturar ilegalmente delfines de las aguas locales para reemplazar a los delfines que estaban muriendo.

Aunque el delfinario nunca ha tenido más de 6 delfines al mismo tiempo, desde su apertura en 2006 y hasta su cierre en 2013, 5 delfines y 1 lobo marino murieron en las instalaciones. Los primeros dos delfines murieron durante el primer año de apertura de la instalación, ambos delfines fueron capturados en las Islas Salomón e importados a México. Dolphinaris, un delfinario con base en Cancún, alquilaba los delfines al delfinario de Sonora. Tres años después otro delfín llamado Lewis murió, era un adolescente de 9 años, criado en cautiverio y Dolphin Discovery lo alquilaba al delfinario de Sonora. En 2011, murieron Chirris, un delfín capturado en sonora 10 años antes y Adriana, un lobo marino capturado, y en 2013, Ninfa, una delfín hembra capturada en Cuba e importada a México por Dolphin Discovery, murió por infecciones provocadas por hongos en el agua en la que también nadaban niños y adultos, provocando el cierre inmediato del delfinario.

Resultado de imagen para delfinario sonora

En la naturaleza los delfines salvajes viven hasta 45 años, sin embargo en cautiverio, ejemplos como Dolphinarium Sonora muestran que están muriendo a edades mucho menores. Antes del cierre del delfinario en 2013, un trabajador del lugar informó que la instalación tenía niveles peligrosamente altos de sistemas bacterianos y que los sistemas de filtración no funcionaban correctamente.

Los estudios demuestran que los delfines que viven en cautiverio sufren estrés y ello puede debilitar el sistema inmunológico provocando problemas de salud y la muerte prematura. Frecuentemente las infecciones por neumonía o bacterianas son causa de la muerte de delfines. En cautiverio, los delfines permanecen fuertemente medicados ya que el riesgo de muerte prematura es grave.

El Delfinario de Sonora fue remodelado y actualizado para su reapertura en Julio de 2017. La PROFEPA donó los delfines al Delfinario después de retirarlos del parque Atlantis en CDMX a causa de las malas condiciones en las que se encontraban. El hecho de que Europa, una adolescente muera poco después de su llegada demuestra que el delfinario sigue siendo un lugar inadecuado para mantener a los animales que posee. Para permitir la reapertura del Delfinario Sonora, éste debió cumplir con la normativa correspondiente, lo cual deja al descubierto que las normas nacionales no protegen a los delfines y que los delfines no se adaptan al cautiverio.


SÉ UN HÉROE

Tú puedes salvar a los delfines FIRMANDO para ser parte de la campaña SALVEMOS A LOS DELFINES. Tu mensaje será enviado a los legisladores, recibirás información sobre nuestras acciones y te pediremos ayuda para lograr objetivos que ayuden a los delfines. ¡Desde tu teléfono o computadora, tú puedes convertirte en el héroe que los delfines necesitan!

¡Firma!

#SalvemosALosDelfines #CambiaAlMundo #SéUnHéroe

Leave a Reply